Hbo3

HBO tiene nuevos dueños: AT&T, la segunda operadora estadounidense, cerraba el mes pasado la adquisición de Time Warner por 85.000 millones de dólares después de más de año y medio de incertidumbre por freno regulatorio. Además de poseer diversos estudios televisivos y de cine y varias cadenas estadounidenses, AT&T se ha llevado una pequeña joya para la que, viendo lo visto, tienen grandes planes y cambios en el horizonte. Sí, hablo de HBO.

“Va a ser un año duro. Va a llevar mucho trabajo el ajustar y cambiar la dirección un poco”, decía John Stankey en un encuentro interno con los empleados de HBO que se ha filtrado a la prensa y que recoge el diario The New York Times. Stankey, directivo de AT&T, pasa a ser ahora el principal responsable de Time Warner y, por tanto, de todo su contenido. Y ha adelantado que va a haber cambios hacia un modelo que, si bien no nombra, nos recuerda curiosamente al de Netflix.

Cambio de modelo

Y digo “curiosamente” porque, hasta ahora, HBO se había querido alejar y mucho del estilo Netflix. Frente a la apuesta por la cantidad del portal que dirige Reed Hastings, HBO siempre había defendido hacer menos contenido y centrarse en la calidad. “Más no es mejor, sólo mejor es mejor”, decía Richard Plepler, CEO de HBO, hace tan sólo unos meses. La estrategia, a la vista de los comentarios de John Stankey y del propio Richard Plepler, parece que no tardará mucho en cambiar.

La prioridad de esta nueva HBO pasa a ser el crecer, y en todos los aspectos. Quieren convertirse en un gigante del streaming. “Necesitamos horas al día [de visionado de los espectadores]. No horas a la semana, y no horas al mes. Necesitamos horas al día. Estás compitiendo con dispositivos que están en las manos de la gente y que capturan su atención cada 15 minutos”, explicó Stankey a los empleados según la transcripción del audio filtrado al Times.

Además, y en términos que se alejan más de los habituales dentro de la industria audiovisual y que se acercan más a los de la industria tecnológica, Stankey dio mucha importancia al engagement (que podríamos traducir, salvando los matices, por el “compromiso”):

“Quiero más horas de engagement. ¿Por qué son las horas de engagement más importantes? Porque obtienes más datos y más información del consumidor, que después te permite hacer cosas como monetizar a través de otros modelos de publicidad o de las suscripciones, lo que creo que será muy importante tener el mundo del mañana” (John Stankey, nuevo CEO de Warner Media)

Si bien durante su discurso no dio detalles específicos sobre cómo mejorar este “compromiso” de los espectadores, sí que reconoció según el audio filtrado que necesitarían invertir más dinero aunque, en un incómodo intercambio con el actual CEO de HBO, también explicó la necesidad de que subieran los ingresos. “Ya ganamos dinero”, dijo el CEO de HBO. “Sí, ganáis, pero no lo suficiente”, rebatió el ejecutivo de AT&T.

Más dinero para seguir creciendo

Además de mejorar el “compromiso”, Stankey aseguró que era necesario que HBO creciera notablemente en suscriptores. Un incremento en la penetración del servicio de entre “un 35 y un 40%”, añadió. Esto, sumado a lo anterior, plantea una importante apuesta por hacer crecer el catálogo. ¿Recordáis esa frase que citaba antes del CEO de HBO? “Más no es mejor, sólo mejor es mejor”. Pues durante la reunión con los empleados el todavía ejecutivo al mando de la cadena también tuvo tiempo para hacer referencia a ella:

“Siempre he dicho ‘Más no es mejor, sólo mejor es mejor’ porque era la mano que teníamos. He cambiado eso, ahora que tú [Stankey] estás aquí, a ‘Más no es mejor, sólo mejor es mejor… pero necesitamos mucho más para ser todavía mejor”. (Richard Plepler, CEO de HBO).

Si bien no ofrecieron mucho más detalles sobre este cambio, Stankey sí que habló de añadir “otro tipo de contenidos” en la parte del servicio de streaming independiente de HBO.

No se puede decir que lo que dice la transcripción filtrada sea una sorpresa. Todo esto, aunque de una forma más diplomática, ya lo explicó Stankey en una entrevista hace unas semanas, justo después de que se cerrase la compra.

Competencia encarnizada con otros servicios

Si hablamos de dinero, The Economist calcula que Netflix invertirá este año entre 12.000 y 13.000 millones de euros (la cifra oficial era de unos 8.000 millones de euros) en catálogo. Para Amazon Video no hay cifras oficiales, pero en JPMorgan calculan unos 5.000 millones de euros. HBO, en cambio, gastó en 2017 2.500 millones de euros. Una inyección de dinero permitiría a HBO no estar a tanta distancia de sus dos grandes competidores. No olvidemos que los grandes servicios VOD no sólo compiten por los abonados, sino también por el talento y los contenidos a los que pueden optar.

Aunque durante la reunión filtrada no llegaron a mencionar directamente a Netflix o a Amazon, es inevitable hacer comparaciones ya que, al menos por la descripción que hacen, estamos ante un modelo similar: HBO invertirá más dinero en producción propia, ampliará catálogo y, además, se prepara para establecerse a nivel internacional (más allá de los países donde ya llega actualmente). La gran incógnita ahora es ver cómo los nuevos directivos aterrizan estas intenciones y las transforman en planes concretos.

Imagen | Harrison Weber

También te recomendamos


Sky llega a España para competir con Netflix y HBO con 12 canales de pago: éste es su catálogo


De folios rojos a escudos anti-drones: así se defiende la industria audiovisual de las indeseables filtraciones


Cocina de Brasil: salada de palmito no espeto o pinchos de ensalada de palmito con mini kumato®


La noticia

HBO quiere ser como Netflix: los nuevos dueños anticipan cambios importantes

fue publicada originalmente en

Xataka

por
María González

.